La pisquera perteneciente a la familia Prohens realizó una expedición de tres días en Ovalle, lugar en donde se elabora el pisco de Mal Paso, junto a todos sus amigos de la marca.

Los invitados, hospedados en la Hacienda Santa Cristina, pudieron conocer los distintos procesos de elaboración de los productos, las historias por detrás de este gran pisco nacional y las anécdotas que rodean este mágico mundo pisquero.

En el viaje, Mal Paso presentó además el nuevo packaging del pisco de 35º, que incluirá en el interior de su estuche, recetas especiales para los amantes de este brebaje nacional y sus variaciones.

Pisco Mal Paso invita a todos a ser parte de esta familia, a disfrutar del buen pisco y las costumbres nacionales, #EsTiempoDeUnMalPaso.